viernes, mayo 23

¿Qué estoy leyendo?


Veo al pasar como las bandadas ocupan furtivamente tu espalda, tus hombros.
Veo que no estás solo, que hay un ruido a incesante picoteo en tus orillas.
Que no has sabido vencerte, ni el mundo.
Y este desprevenido día nos vé así, vos cubierto de alas que no vuelan.
Yo rodeándote de pasos que se alejan de mí.
Cuanto pesa, cada día,
cubrir esta nada-distancia,
hacernos sentir lejos.

Sobre todo, de Salomé Esper (su blog: luciérnaga furiosa)

5 comentarios:

Avanti!